FRENTE A LA VIDA.

Desde que nacemos traemos con nosotros la necesidad de recibir amor, y màs cuando es un pequeño que apenas abre sus ojos a la vida. 


El descubrimiento de un nuevo dìa, de nuevos seres a su alrededor, olvidado de la tranquilidad y la belleza de su paraíso anterior cerca a la fuente suprema de amor que es Dios Creador.


Pero es un compromiso que adquiere el hombre con EL PADRE ETERNO,  y tiene que llegar a completar el aprendizaje para volver a ser UNO CON EL, y en ese aprendizaje debe descubrir quien es, que desea, que sueños quiere alcanzar y que tiene que entregar a los seres que forman parte de su vida.


Es una búsqueda continua de superación, esquivando obstáculos que le impidan completarse, siendo parte del grupo, buscando ser parte pero sin perder su propia identidad, es asomarse a un mundo donde todo esta establecido pero donde el puede traspasar los limites de lo que se ha determinado por unos y buscar remontarse màs allà del mismo cielo que sus ojos apenas ven.


La verdad, la bondad, y la belleza son los ideales que todo hombre debe llevar en su corazòn, todos forman parte del AMOR, de ese amor que es la fuente suprema de donde venimos y a donde regresaremos una vez cumplida nuestra misiòn.


Este camino que se llama vida, aparece frente a nosotros con fuertes cadenas que nos imposibilitan muchas veces el caminar, porque el egoísmo y la vanidad forman parte del entorno que nos quiere aprisionar entre posesiones materiales y gritos de un EGO que desea ser soberano de nuestro SER.


Traspasar la frontera de los limites que encierran al hombre, volverse soberano de sus decisiones y creador de sus propios sueños sin tener la impronta del miedo en su corazòn, son los desafíos que todos debemos enfrentar con la fortaleza y el poder que esta contenido en nuestro corazòn y que solo saldrá cuando aprendamos a conocernos realmente y superemos las imposiciones de los que estan frente a nosotros en el andar.


A medida que crecemos no podemos alejarnos de los seres que viven con nosotros, porque son ellos los que nos permitirán descubrirnos, son nuestros espejos para formarnos y hacernos fuerte alejándonos de la aceptación y la sumisión  para transformarnos en seres nuevos que abracen la justicia  y se alejen del rencor y de las envidias tan propias del temible EGO.


Y es que el niño que nace tierno y dulce, enfrentado a múltiples situaciones negativas la mayoría de las veces, crece conociendo el dolor. Muchos son rechazados por sus padres desde que estan en plena gestación, luego abandonados y mas tarde llegan a hogares que solo los reciben como objetos que necesitan ser mostrados pero no amados. 


Y los que llegan a los hogares de sus “Padres” tienen que combatir la soledad acompañada, la competencia con un trabajo o con un estilo de vida, que los aleja, que los margina y los abandona finalmente a su propia dirección.


Dificil tarea para el ser que empieza lograr que se forme un carácter arraigado en virtudes como: la amabilidad, la sinceridad, la valentía, la dignidad y la firmeza en la toma de sus decisiones. y sentimientos como la ternura, la compasión y el altruismo.  Ya que todo ello solo puede crecer de la relación que uno mantiene con el medio que lo rodea y no con el silencio de aquellos quienes forman parte de su vida.


Queda el niño asi a merced de otros seres que no son sus padres, sus orientadores en realidad, y empieza su camino de la mano de otros seres que le van organizando su vida, sus familiares, sus profesores, sus amigos, todo esta marcado por esos seres que de alguna forma pueden influir en sus vidas y es entonces cuando nos preguntamos como puede el hombre de hoy decidir su vida si todo se le dio por hecho y no se le permitió construir su propia existencia?. 


Suerte cuenta aquel que en su interior tiene huellas del conocimiento que le fue borrado al llegar a este mundo, que no sucumbe ante el poder de otros y guarda su autonomía para enfrentar lo que la vida le va entregando, con la capacidad de dialogar, de entender los derechos e intereses de su prójimo y de poder Dar en forma permanente como retribución al regalo de amor que le fue dado al nacer por el supremo.


Al niño, al adolescente y al hombre ya realizado le debemos reconocer su autonomía, la cual debe ser respetada, basándose ante todo en el amor incondicional que brinda tolerancia a la diferencia que exista entre los seres  que habitan este planeta y la de los Universos que un dìa se acercaran a nosotros.

EL AMOR  es la unica respuesta para la soledad  que reina entre los hombres, y es lo unico que lograra que tengamos por fin un Cielo aqui en la Tierra.


SOY AMADA POR MI CREADOR,
El  ESTA EN MI CORAZON
SOY UNA CON EL

Muchas de las imágenes y artículos de este blog, han sido tomadas de Internet, si alguno de sus autores/as no desea que estén expuestas, o notan que por error no se coloco su nombre indicando su autoría o sitio web, sólo debe hacerlo saber y de forma inmediata sera subsanado el error o retiradas de este blog. Gracias